Alguna vez te has preguntado ¿qué harías si no tuvieras miedo?  Sí, miedo.  Imagina que despiertas y empiezas tu día sin sentir miedo a fallar, equivocarte, soñar o incluso a amar.  Seguramente vivirías de manera muy distinta a como lo haces hoy.  Te atreverías a ir tras tus sueños, anhelos y propósito de vida.

Vivir con propósito implica silenciar muchas distracciones y enfocarte en tu llamado.  ¿Qué enciende tu corazón?  La vida es una asignación temporal y tienes una misión.  Nadie más tiene exactamente tus habilidades y talentos.  Somos únicos y tenemos la oportunidad única de marcar una diferencia.

La gente resumirá tu vida en una sola oración,
¡más vale que la escojas hoy!
— J. Maxwell
 

¿Qué guía tu vida?

Las personas queremos marcar una diferencia, no importa cuán grande o pequeña sea.  Sin embargo, dentro de ti hay dos voces en una constante batalla: la voz de la fe y la voz del temor.  Tu puedes escoger a cual de ellas alimentar y escuchar.  La más fuerte guiará tus decisiones y por lo tanto el rumbo de tu vida.

Si estás aquí es seguro que deseas hacer un cambio importante en tu vida.  Felicitaciones ¡ya has dado el primer paso!  Ahora te invito a explorar las herramientas que he diseñado para alimentar a la voz de la fe  y además te ayudarán a vivir con gozo, autenticidad y significado.  ¡Deja de intentar y empieza a actuar!